Testimonio de afectada recuperada con TOC filosófico-Existencialista .

Mi nombre es María, tengo 24 años. Todo empezó a los 5 años con mi miedo intolerable a la muerte y la muerte de mis padres, después de entender qué hay una vida después de esta pude dejar ese pensamiento atrás.

Desde que tenía aproximadamente 10 años comenzaron mis síntomas de TOC de contaminación: lavado frecuente de manos, no querer tocar personas, etc.

A veces me tomaba una hora lavándome las manos, cuando tenía 12 años esto se detuvo ya que le hice frente al problema, ya había pasado por mi primera experiencia con un psicólogo que realmente no hizo mucho.

A mis 17 años empecé una relación con una persona muy inestable, celosa y controladora, esto hizo que mi estrés y ansiedad aumentara a diario, disparando de esta forma mi TOC nuevamente.

A mis 24 años sufrí una experiencia que me hizo cuestionarme todo en mi vida. Ahí se disparó mi TOC Filosófico existencial y TOC going crazy.

Afortunadamente, mi hermana había investigado acerca de terapias de TOC y dimos con PSINCO Alejandro Ibarra. El mismo día que contacte a Alejandro me respondió y me llamó, calendarizamos una sesión y fui nuevamente diagnosticada con TOC esta vez más especifico y detallado.

Trabajamos por 7 meses y yo realizando EPR diariamente. Al inicio los pensamientos eran prácticamente intolerables, inclusive la carga ansiosa era tanta que sentía ganas de vomitar. Poco a poco los pensamientos fueron siendo más tolerables, conciliar el sueño fue más sencillo y la interacción social también.

Ahora me dieron de alta, tolero mis pensamientos existenciales y los acepto, vivo tranquila ya que aprendí a aceptar la incertidumbre gracias a PSINCO Alejandro Ibarra.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *