TOC Homosexualidad Psicólogo Alejandro Ibarra
TOC Homosexualidad Psicólogo Alejandro Ibarra

Testimonio de afectado recuperado de TOC de Homosexualidad con terapia online.

Cuando todo comenzó, tenía 14 años, empecé con un TOC de homosexualidad que hizo que mi percepción cambiara totalmente con respecto a mi identidad sexual, aunque esta nunca cambió. Estuve años muy mal y ocultándoselo a mi familia, en aquellos tiempos no habían videos de YouTube que explicaran el TOC homosexual o de cualquier tipo prácticamente.

Pasaban los años y el cuadro obsesivo empeoraba y mis relaciones afectivas/sexuales eran nefastas, principalmente porque las evitaba, y sino las evitaba, a la mínima sensación corporal en los genitales, groinal response, o fallos de disfunción eréctil hacía que la obsesión se reforzase y evitara dichas relaciones. Esto provocó en mí dos problemas : 1) el mismo TOC homosexual y 2) (emana del primero) TOC con relaciones sexuales y todo lo que tenia que ver con el sexo.

Seguían pasando años y cuando cumplí 21 años encontré los primeros videos de Alejandro, allá por 2015, aunque yo daba por perdida la batalla, llegó un momento que creí que lo mío no era TOC (típico en la comunidad TOC y su sintomatología) creía que lo que me pasaba era ya crónico.

Comencé a ir a terapia con Alejandro pero al principio yo no me comprometía al 100% ni con la terapia ni con lo que me decía Alejandro. Entonces estuve como un par de años de ir y venir, y ya fue a finales de 2017 cuando toqué el fondo del pozo por el desarrollo a la par de otro TOC relacionado con partes de mi cuerpo, cogí las riendas de mi vida al ver que todos mis sueños y objetivos se desmoronaban por esto, le eche valor y me hice una promesa a mi mismo que aun recuerdo y nunca olvidaré: «no dejaré de ir a terapia y de hacer todo lo que me diga el psicólogo (en este caso Alejandro y especializado obviamente en TOC) hasta que no me de el alta y consiga de verdad ver como mejoraba mis síntomas y me curaba de esta situación».

Todo esto es un resumen cronológico de mi situación pasada, pero en esa época deje de estudiar, deje de practicar deporte y dejé de hacer muchísimas cosas, estaba en la edad donde se supone que es la mas feliz de todas y sin embargo para mi estaba siendo in auténtico infierno.

En varios meses, siguiendo a rajatabla las directrices de Alejandro, para mi gran asombro vi el primer cambio a positivo, los síntomas empezaron a bajar y lo más importante para mí, empecé a ganar mas funcionalidad y mi cuerpo ya reaccionaba inconscientemente de otra forma cuando me venían los estímulos temidos. A partir de aquí fue marcar un antes y un después en mi vida y en mi experiencia con el TOC.

El proceso no es ni lineal ni exponencial, hay bajadas y subidas, y bajadas gordas de las que te dejan K.O. Pero merece la pena caer para luego ver subidas que le hacen K.O al TOC.

El proceso hay que interiorizarlo bastante bien y no es fácil, ya que es prácticamente enfrentarte a algo que tu cerebro está interpretando como algo muy peligroso, la sensación de exposición muchas veces era  equiparable a saltar al vacío… Pero al fin y al cabo, hay que tomar el riesgo, porque si no lo haces ocurrirán dos cosas que ya sabemos, o empeoras y te estancas. Esto me gustaría recalcarlo porque muchas veces vamos a estar en épocas super felices y creyendo que el TOC o algún síntoma no va a volver y si llega algo no queremos exponernos para no romper con ese momento de felicidad que estamos viviendo, ERROR. se hace exposición sea cual sea la situación tanto si estás fatal como si estás en un día glorioso.

No temáis a exponeros por fastidiar el día glorioso, porque sino, todos los días gloriosos que tengáis se convertirán en un día de evitación, en un día en el que gana el TOC.

En este proceso de recuperación pasaron un par de años y medios y sinceramente estoy bien, me siento autorrealizado y solo tengo un sentimiento / sensación negativa en mí… No haber empezado antes con la EPR y con el compromiso de ir hasta el final.

Al ser estudiante de psicología (válgase la redundancia) leo de vez en cuando testimonios de personas, casos extraños, leo y escucho a los referentes en el TOC a nivel mundial… Y suelo ver muchas personas que dicen que están 80% curados o que están bien pero todavía sienten algo… Es algo que me llamaba mucho la atención, y dada mi experiencia en el TOC como sufridor y como estudiante de ello, me di cuenta que no este sentimiento de «estoy 80% curado» no es más que un reflejo de la memoria del cerebro, me explico:

Cuando aprendemos algo, como por ejemplo nadar o montar en bicicleta, es un proceso en el que tu solo intervienes exponiéndote, porque tu no llegas te montas en bicicleta y ya sabes directamente manejarla, no. Una vez aprendido esta habilidad, es algo que no se olvida jamás, tu cuerpo reacciona a ello. ¿Qué quiero decir con esto? Que nosotros hemos estado respondiendo de manera constante durante un tiempo realizando compulsiones /evitaciones/ reaseguraciones y debemos de llevar un aprendizaje inhibitorio, que es aquel que se hace con la EPR. Este aprendizaje inhibitorio hará que cuando se te presente el estímulo temido o que temías antes, tu cuerpo incluyendo el cerebro, reaccionará de otra forma, o mejor dicho, NO reaccionará. La cuestión es que siempre va a ver un recuerdo, una memoria en el cuerpo/cerebro de lo que fue el TOC en nosotros, pero que eso no significa ni mucho menos que sigas padeciéndolo, es la cicatriz de la caída. Tu memoria de vez en cuando puede que te recuerde algo del TOC, pero por mero reflejo pasado, o no. La cuestión es también aceptar las sensaciones desagradables, porque «a lo que te resistes, persiste» (no soy ni mucho menos fan de Carl Jung) pero la frase es real, si te resistes a algo lo único que le estás diciendo a tu cerebro de forma conductual que eso es peligroso/tiene importancia, por lo tanto no parará de enviarte esa información de diferentes formas, ya sea por pensamientos, sensaciones, emociones… No olvidéis que el pensar mismo también es una acción y por ende una conducta.

Camino solo hay uno, de A hasta B, y el camino está lleno de espinas y agujeros con trampas, no hay otro camino, o lo cruzas hasta el final, o lo cruzas, no queda otra y muchos os preguntaréis que que pasa si os quedáis estancados en mitad del camino… Vuestro psicólogo es vuestro guía, no estáis solo en esto ni sois los primeros ni los últimos en caer en algo así ni tampoco los primeros en salir de ello. Se puede salir de verdad y esto no es algo crónico, NO es crónico.

Cerrando mi testimonio, esto es algo que he escuchado mucho de muchos psicólogos, que por lo tanto no son tan expertos en TOC si dicen que es crónico. ¿Por qué no es crónico? Porque simplemente tiene que ver en como aprendemos a reaccionar y NO reaccionar a los estímulos. Es puramente conductual, y tiene que ver muchísimo con los hábitos que lleves en tu vida. Si tienes una vida en la que llevas unos hábitos nefastos de sueño, consumes cualquier tipo de droga, no realizas deporte… Normal que puedas desarrollar TOC u otra cosa como depresión o ansiedad, no tiene porque ser TOC, al fin y al cabo es un juego de probabilidad en la que tu juegas las cartas que te tocan, pero no eliges las cartas que te tocan, de aquí la importancia de la aceptación de los sentimientos y cosas que no nos gustan y no podemos cambiar. Juega con lo que te ha tocado e intenta disminuir las probabilidades al mínimo que puedas, lo que puedas. No controlas las adversidades, pero si como reaccionas a ellas.

Tened cuidado con los foros e internet. Es un pozo de compulsión y no trae nada bueno, nada de nada.
La incertidumbre juega un papel muy importante en el TOC y tenéis que aprender a gestionarla a través de la aceptación de que no todo está bajo nuestro control (ser rubio, que te duela la barriga un día o que te venga pensamientos intrusivos de algo en concreto o alguna sensación desagradable) desculpabilizaros, no tenéis culpa de sentir algo que no os guste, no lo juzguéis y trabajad con lo que si tenéis control, vuestras acciones. Ánimo a todos! 

2 respuestas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *